Nueva Jersey. A un día de enfrentar a El Salvador por la segunda jornada de la Copa Oro 2023, Luis Fernando Suárez atendió a los medios en conferencia de prensa.

El timonel se refirió a la importancia de levantar el rendimiento en este partido que se disputará el viernes a las 7 pm hora de Costa Rica en el Red Bull Arena.

“Hay que lidiar con lo que tengamos que hacer para solucionar las cuestiones futbolísticas. Lo que a mí me concierne es que volvamos a ser el equipo con solidez defensiva, que lo hemos perdido un poco, y que en ataque tengamos más de lo que hemos logrado hasta ahora. Es poco el tiempo pero lo estamos aprovechando de la mejor manera, con entrenamientos y charlas con los jugadores”, explicó.

El diálogo con los medios abarcó también la consulta sobre el relevo generacional y si está satisfecho con las decisiones tomadas en sus dos años en el cargo.

“Sí ha valido la pena. A mí me contratan para buscar respuesta ante algo que no está bien hecho, para eso me trajeron. En la primera situación se respondió bien, que fue la clasificación al Mundial.

“Después, me gustaría que se le reconocieran cosas a la gente, sobre todo a los jugadores, que dan todo para representar bien al país en una situación de presión constante. También a los clubes, que han hecho sacrificios, y a la Federación, por sus esfuerzos para que lo tengamos todo. Eso es justo valorarlo”, expresó.

Suárez tuvo palabras para el rival de turno, un equipo salvadoreño que también llega comprometido por su derrota en la primera fecha. “Tienen una propuesta futbolística de un técnico que es atrevido y que también está haciendo la renovación en su país. Mi punto más importante es que Costa Rica tenga claro qué hacer para tratar de ganar”.

Por su parte, el zaguero Francisco Calvo habló de cómo han lidiado con el difícil inicio ante Panamá. “A nadie le gustó perder el primer juego. Fue un mal trago pero pasamos el duelo, en el fútbol hay que hacerlo así rápido y tenemos que seguir partido a partido, ahora viene una gran final y vamos a hacer todo lo posible para ganar”, afirmó.

Calvo mencionó la posibilidad que tiene de jugar como defensa central o como lateral izquierdo, un doble sombrero que acostumbra combinar a lo largo de su carrera. “Vengo de terminar una temporada exitosa con mi club (en Turquía). Si juego cualquiera de los dos puestos será una decisión del cuerpo técnico, he venido más de central en la Selección, pero si voy de lateral lo haré con la misma responsabilidad”.

El equipo tico hará hoy su última práctica, en el Centro de Entrenamiento del Red Bulls, en la localidad de Whippany, en el estado de Nueva Jersey. Será a las 6:30 pm hora local y ahí terminará de quedar ajustado el dispositivo táctico para enfrentar a los cuscatlecos.